Colgante Ojo turco pequeño 4×4 cm

4,00

Colgante Ojo Turco pequeño

3 disponibles

Categoría: Etiquetas: ,

Descripción

Colgante Ojo turco

 

Colgante Ojo turco protegerá el hogar colgado a la entrada de la casa evitará que entre el mal.

También se puede colgar en ventanas, donde sabemos que tenemos vecinos envidiosos, recomendamos ponerlo en los negocios.

Colgante Ojo turco es un amuleto de mucha potencia, que se lleva usando desde la antigüedad.

El Colgante Ojo turco está ritualizado y se entrega con bolsa y cordón de cuero de 50 cm.

Medidas: largo 4 cm  –   ancho 4 cm

Amuleto Colgante Ojo turco
Amuleto Colgante Ojo turco

Ojo turco

 

Un ojo turco, también conocido como nazar, es un abalorio con la forma de una gota plana donde se encuentra la figura de un ojo al que se atribuyen fuerzas protectoras, y que es muy usado como talismán o amuleto contra el mal de ojo y las malas energías.

Su nombre original, proveniente del idioma turco, es nazar boncuğu, que significa ‘abalorio del mal de ojo’.

El ojo turco es muy común en Turquía y en Grecia (de allí que también se lo conozca como ojo griego) para la protección contra la influencia negativa de la envidia, tradicionalmente conocida como ‘mal de ojo’.

Según la tradición, que se remonta a los tiempos del antiguo Egipto y Babilonia, los malos sentimientos del ser humano se proyectan a través de los ojos, pues estos son la parte más expresiva del cuerpo.

Por esa razón, era común que turcos y griegos usaran un talismán en forma de ojo como una forma de “distraer” la mirada del poseedor del mal de ojo.

De lo anterior se desprende la costumbre de llevar un ojo turco como protección. La gente acostumbra usarlos en el cuerpo, con collares, pulseras, zarcillos o tobilleras, así como colocarlos en el sitio de trabajo, en el carro, los teléfonos móviles o en la puerta de la casa.

Es también común ponerles un ojo turco a los bebés recién nacidos como medida de protección. Incluso, actualmente, una compañía de aviación comercial turca lleva el emblema del ojo en su coleta, lo que recuerda los tiempos antiguos, cuando se colocaban en las embarcaciones.

El ojo turco se puede ver en Anatolia antes de la conquista turco-musulmana, por ejemplo sobre los barcos griegos, desde la antigüedad.

Los marinos griegos en la antigüedad utilizaban amuletos para pedir protección en sus expediciones, principalmente a tres deidades: Poseidón (dios de los mares), Zeus (dios del trueno) y Hermes (dios de los viajeros), por lo que estas tres divinidades estarían representadas en el anillado azul blanco y azul.

 

Ojo turco

 

El ojo turco puede ayudar a quien lo posee a protegerse contra el llamado mal de ojo. Pero para que el abalorio cumpla su función protectora, deben seguirse algunos pasos previos:

  • El ojo turco debe limpiarse con agua y sal marina. Luego, debe ser secado con un paño de fibras naturales.
  • El amuleto debe ser cargado energéticamente, para lo cual se recomienda dejarlo expuesto durante una noche de luna llena.

Una vez hecho esto, el ojo turco está listo para usarse. Puede ser utilizado en un lugar visible (cuello, muñecas, orejas), o puede ser guardado dentro de la ropa o el bolso de uso diario.

También puede utilizarse en la entrada de la casa o negocio, para que evite que la energía negativa de los visitantes entre a los espacios personales.

Se observa habitualmente en forma de una gota aplanada .

Si el ojo turco sufre algún daño, no se debe intentar repararlo. Hay que sustituirlo por uno nuevo, porque significa que ya retuvo suficiente energía negativa y ha cumplido su función.

Si te interesa el Colgante ojo turco también puede interesarte la Mano de Fátima

 

Mano de Fátima Grande plateada

 

Consultas de Tarot a distancia 30 min

 

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Colgante Ojo turco pequeño 4×4 cm”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *